viernes, abril 21, 2017

El 21 de abril del año ...

***   ... 1925 en la última corrida feria Ignacio Sánchez Mejía se tiró de espontáneo en la Maestranza y pidió permiso al Rey, que presenciaba la corrida desde el palco acompañado de su familia, y a la presidencia para banderillear, permiso que le fue concedido.

El año anterior se había enfrentado a los empresarios taurinos, que llegaron a un acuerdo para no pagar a ninguna figura más de 7.000 pesetas, defendía que debido a que con la vida de por medio los toreros tenían derecho a la ley de la oferta y la demanda. En represalia le quitaron de los carteles de la feria sevillana.

Fue en el séptimo toro de la tarde, después de que un banderillero prendiese el primer par, cuando Sánchez Mejía saltó al ruedo y pidió y obtuvo permiso para banderillear. Puso un par con salida muy comprometida que fue muy aplaudido, y con la salida más arriesgada aún colocó un segundo de magnífica ejecución y resultado, la ovación fue prolongada.
Martín Agüero, matador a quien le correspondía ese toro, le brindó su muerte. Al acabar con el animal, hubo petición de oreja, invitó a Ignacio a bajar al albero y ambos dieron una vuelta al ruedo.

Se lidiaron ocho toros de Santa Coloma para los diestros Juan Luis de la Rosa, Manuel Jiménez (Chicuelo), Martín Agüero y Manuel Báez (Litri).

No hay comentarios: