lunes, junio 30, 2014

El 27 de junio del año ...

***   ... 1.987 el empresario de la plaza de toros de Algeciras y lidiador retirado, Carlos Corbacho Román, fue agredido con un estoque a primeras horas de la tarde por el matador de toros Pedro Castillo, de 23 años de edad.

Tras la agresión fue intervenido qirúrgicamente en una clínica de la Linea de la Concepción por el cirujano Fernando Ramos Argüelles, el herido presentaba un pinchazo de unos cinco centímetros de profundidad en el brazo izquierdo, cerca del hombro, y cortes en ambas manos, la izquierda sufrió la sección de sus tendones flexores.


El agresor abandonó el lugar de los hechos y fue a entregarse a la Policía. El ataque se produjo cuando el agredido salía de su oficina instalada en el coso de las Palomas, Algeciras, y se disponía a subir a su coche en unión de Emilio Mesa, ex apoderado de Castillo, y un empleado de la empresa. El asaltante se dirigió a Corbacho, y sacando un estoque que ocultaba tras la espalda acometió a su víctima con la intención de clavárselo en el pecho, un acto reflejo de autodefensa hizo que el arma se desviase evitando con ello lo que podía haber tenido fatales consecuencias. El motivo de la agresión fue la exclusión del agresor en los carteles de la feria algecireña.

Carlos Corbacho, fue su apoderado en tiempos de novillero, se vio obligado a abandonar la profesión de matador de toros. El 1º de junio de 1967 fue operado en Barcelona de una lesión vertebral y al inyectarle en la pierna un calmante activó unos microbios existentes en una bolsa cerrada en falso resultante de la herida que se produjo con el estoque cuando toreaba en Valencia el 18 de marzo de 1963, se le presentó una gangrena gaseosa y hubo de amputarle el miembro dañado.


No hay comentarios: